banner

Published On: Sab, nov 3rd, 2018

La Justicia peruana envía a prisión a Keiko Fujimori por el caso Odebrecht

La Justicia peruana envió este miércoles a prisión preventiva a la líder opositora Keiko Fujimori, acusada de recibir comisiones ilegales de la brasileña Odebrecht, lo que amenaza su aspiración de ser de nuevo candidata presidencial en 2021.

La acusada, que se enfrenta hasta a 20 años de prisión en el juicio que debe todavía celebrarse, manejaba autocráticamente al partido y dirigía desde las sombras al Congreso peruano, según revelaron los chats de los líderes fujimoristas, filtrados por la prensa.

La acusada, que se enfrenta hasta a 20 años de prisión en el juicio que debe todavía celebrarse, manejaba autocráticamente al partido y dirigía desde las sombras al Congreso peruano, según revelaron los chats de los líderes fujimoristas, filtrados por la prensa.

Tras la petición de un fiscal anticorrupción, el juez Richard Concepción Carhuancho ha impuesto prisión preventiva por 36 meses a la primogénita del ex presidente Alberto Fujimori (1990-2000), cuyo partido controla el Congreso pero ahora se enfrenta una crisis interna.

“La única medida necesaria en su caso es indudablemente la prisión preventiva”, pues ella ha interferido en los poderes del Estado, como el Congreso, y ha intentado obstruir la justicia, dijo el magistrado.

El juez dictó orden de detención inmediata contra Keiko, de 43 años, quien abrazó a su marido, Mark Vito Villanella, a quien le corrían las lágrimas, antes de irse con varios agentes de policía.

El magistrado indicó que existía la “sospecha grave” de que Keiko, de 43 años, dirigía una “organización criminal de facto que se ha enquistado dentro del partido” fujimorista, que blanqueaba dinero de origen ilícito.

La orden de prisión preventiva fue pedida por el fiscal José Domingo Pérez, que la acusa de recibir 1,2 millones de dólares aportados en forma ilegal por la cuestionada constructora brasileña para su campaña de 2011.

Se da por descontado que la abogada de Keiko, Giuliana Loza, apelará esta decisión, para lo que tiene tres días de plazo.

El juez afirmó que esa “organización criminal” integrada por 13 personas tomaba todas las decisiones en el partido fujimorista, “por encima del comité político” y de la bancada parlamentaria.

La meta de la organización era “acceder al poder político y una vez en el poder cometer delitos de corrupción”, expresó Carhuancho, quien ahora debe resolver pedidos de prisión para otros 10 imputados en la misma causa.

Carhuancho no debía pronunciarse sobre el fondo de la acusación, sino sólo decidir si correspondía enviar a prisión preventiva a Keiko por riesgo de fuga u obstrucción a la justicia.

La acusada, que se enfrenta hasta a 20 años de prisión en el juicio que debe todavía celebrarse, manejaba autocráticamente al partido y dirigía desde las sombras al Congreso peruano, según revelaron los chats de los líderes fujimoristas, filtrados por la prensa.

El juez tardó casi ocho horas en fundamentar su fallo, aduciendo que el Tribunal Constitucional fijó “un estándar mucho más exigente” para la prisión preventiva cuando en junio liberó al ex presidente Ollanta Humala (2011-2016) y su esposa Nadine.

Los Humala eran los únicos políticos peruanos que, antes de Keiko, estuvieron presos (nueve meses) por el caso Odebrecht.

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Edición Impresa